Bocamina Prau Molín

Bocamina Prau Molín

Santa Bárbara, San Martín del Rey Aurelio

La bocamina o socavón es la entrada a la mina de montaña. Las empresas solían reforzar estas entradas y destacar especialmente alguna de ellas, desplegando distintas formas, materiales, arcos y remates. La bocamina del Prau Molín presenta unas grandes dimensiones, relacionadas con la intensa y productiva labor que cumplió a lo largo del siglo XX, siendo un modelo canónico del tratamiento formal de estos elementos por parte de la Duro.

Una bocamina es la boca al exterior de la galería que sirve de entrada y salida a una mina, habitualmente a través de un túnel horizontal pero también mediante un pozo- plano. Cuando esta entrada conforma el nivel basal de una explotación de montaña compuesta de varios pisos en ladera, puede denominarse socavón. Esta entrada presenta casi siempre un flanco de debilidad ante los desprendimientos, de modo que las explotaciones mineras de cierta entidad solían reforzar estas entradas con una portada cuyos materiales irán evolucionando con el tiempo desde las lajas irregulares hasta el sillar, el ladrillo o la piedra artificial. Desde muy pronto las grandes empresas vieron en las bocaminas una forma de dejar su impronta y estilo.

Los cotos hulleros del valle de Santa Bárbara, en San Martín del Rey Aurelio conocen su gran desarrollo de la mano de la Sociedad Metalúrgica Duro Felguera que irá adquiriendo numerosas propiedades mineras mediante las fusiones e integraciones que experimenta en las dos primeras décadas del siglo XX y que la convertirán en una gran empresa minera nacional. La Duro potenciará en este valle lavaderos, ramales ferroviarios propios y uno del Ferrocarril de Langreo, un pozo vertical…

Construida en 1923 por la Duro para centralizar la explotación minera de montaña y, desde ahí, llevar el carbón por el ramal ferroviario propio hacia el lavadero, la bocamina del Prau Molín tiene una gran sección de galería resuelta al exterior mediante un arco escarzano de sillería de piedra, material que se mantiene en la parte inferior de la galería, mientras que la bóveda se realizó con ladrillo. En la clave de la bocamina se muestran la fecha y las iniciales de la empresa así como el símbolo de la minería y de la rama minera de la Duro. Con la entrada en funcionamiento del Pozo Cerezal la bocamina pasó a cumplir una función similar a la del socavón Emilia en La Nueva, enlazando con la primera planta del pozo y, así, daba salida a los carbones hacia el lavadero. En la actualidad sirve de desagüe al pozo, siendo, además, un símbolo de la localidad que ha colmatado su entrada de monumentos y maquinaria y, además, realiza una ofrenda religiosa en la festividad de Santa Bárbara, patrona de la minería.

Interior de bocamina

Clave con siglas de Duro Felguera y fecha

Vista frontal de la bocamina